Aleppo, al borde del desastre humanitario por los ataques (Video)

*Los hospitales de Aleppo, en estado calamitoso para atender a los heridos

*A los bombardeos del gobierno para recapturar la ciudad se sumó un corte que dejó sin agua a dos millones de personas

aleppo

La Nación.com.ar / Agencias AFP, ANSA y DPA  / 250916 / ALEPPO.-

Cuerpos destrozados, charcos de sangre y hospitales desbordados. En la ciudad siria de Aleppo, los barrios rebeldes viven escenas apocalípticas, al borde del desastre humanitario y con incesantes bombardeos de los aviones de las fuerzas gubernamentales y sus aliados rusos.

Sólo quedan cuatro hospitales en pie en el este de Aleppo, la zona donde se agrupan los rebeldes, casi nada para una población de 250.000 personas que arroja continuamente heridos de guerra a las salas de urgencias.

“Los heridos están muriendo ante nuestra mirada impotente. No podemos hacer nada por ellos, sobre todo por los heridos en la cabeza. Nos faltan bolsas de sangre y material de perfusión. Necesitamos donantes”, dijo Ahmad, un médico que pidió el anonimato y el del establecimiento en el que trabaja.

A su alrededor, hombres y chicos gemían de dolor sobre el suelo manchado de sangre. “Sólo esta mañana [por ayer] recibimos 60 heridos”, agregó Ahmad.

Aleppo, un distrito clave de una guerra que ya dejó más de 300.000 muertos y millones de desplazados, está dividida desde 2012 entre la zona este, controlada por los rebeldes, y la oeste, bajo control del gobierno. Ambos lados han sido testigos de atrocidades contra la población civil. En los últimos dos días las víctimas fueron todas del lado rebelde, donde recayó el peso de la guerra luego de que el gobierno anunció una operación para recapturarla. Ayer se contaban más de un centenar de muertos en 24 horas de ataques aéreos.

“Los ataques contra civiles en Alepo son una violación inaceptable de la ley humanitaria internacional”, denunciaron en un comunicado la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, y el comisionado europeo para la Ayuda Humanitaria, Christos Stylianides.

En Bustan al-Qasr, una zona próxima a la línea de demarcación de la ciudad, hombres, mujeres y chicos hacían fila para comprar labneh, una preparación tradicional a base de yogur, muy escasa en el sector asediado por el ejército, cuando las bombas cayeron del cielo. En su lugar quedaron charcos de sangre, cuerpos con miembros arrancados y heridos.

En el barrio de Al-Kalase, Mohammed escarbaba entre los escombros para intentar encontrar a su tío. “La defensa civil vino para socorrerlo, pero hubo otro bombardeo y seis voluntarios fueron heridos. Se fueron”, explicó.

También planea sobre Aleppo la amenaza de enfermedades infecciosas para los dos millones de residentes de la ciudad, por un corte de agua que se produjo porque dejaron de funcionar dos estaciones de bombeo a raíz de los ataques.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s